Poesía: ¡Oh llama de amor viva!

¡Oh llama de amor viva,
que tiernamente hieres
de mi alma en el más profundo centro!
Pues ya no eres esquiva,
acaba ya si quieres,
rompe la tela deste dulce encuentro.

¡Oh cauterio suave!
¡Oh regalada llaga!
¡Oh mano blanda! ¡Oh toque delicado,
que a vida eterna sabe,
y toda deuda paga!
Matando, muerte en vida la has trocado.

¡Oh lámparas de fuego,
en cuyos resplandores
las profundas cavernas del sentido,
que estaba escuro y ciego,
con extraños primores
calor y luz dan junto a su querido!

¡Cuán manso y amoroso
recuerdas en mi seno,
donde secretamente solo moras!
Y en tu aspirar sabroso
de bien y gloria lleno
¡cuán delicadamente me enamoras!

Autor: San Juan de la Cruz (1542-1591).

Deja un comentario

Otros artículos interesantes para ti...

¿Qué es la pastoral juvenil?

¿Qué es la pastoral juvenil? Entendemos Pastoral Juvenil como «la acción organizada de la Iglesia para acompañar a los jóvenes a descubrir, seguir y comprometerse

Leer más »

San Pedro Urséolo

Por: Biblioteca de Autores Cristianos | Fuente: Año Cristiano (2002) Monje (+ 988) Pedro nació en Údine el año 928 y se trasladó a vivir a Venecia,

Leer más »

Beato Manuel Domingo y Sol

Por: Bernardo Velado Graña | Fuente: Año Cristiano (2002) Presbítero (+ 1909) «Entre todos cuantos a lo largo de los siglos dedicaron su vida al fomento y cuidado

Leer más »

El Pastor de Hermas

Visión Primera [1] I. El amo que me crió me vendió a una tal Roda en Roma. Al cabo de muchos años la encontré de nuevo, y

Leer más »